domingo, 22 de mayo de 2011

CAP 17

chicas lo siento por no poner capi, estaba demasiada ocupada pero ahora les dejo dos capitulos largoosss =) espero que les guste.
__________________________________________________________________________________

Me encontraba entre unos brazos nuevos, y mis labios se movían en torno a unos diferentes. Pero aun así me sentía a gusto. Liam era un gran hombre.
Papá había tenido razón, era un gran partido, así que cuando casualmente apareció en casa una noche para "hablar con papá" supe cual sería el desenlace.

Quería pasar el resto de mis días al lado de Liam? Quiero decir, porqué no?
Era realmente apuesto, con una buena familia, era actor, de mi edad y su familia prácticamente trabajaba junto a papá. Además, había pasado tanto tiempo, que había llegado la hora de rehacer mi vida.

Mi familia lo amó instantáneamente. Ésta noche -Un mes después de haberlo conocido aquella mañana- Demi, papá, mamá y yo saldríamos junto a la familia de Liam para celebrar el aniversario de sus padres. También estaría chris, el mejor amigo de Liam, y notable interés de mi hermana.

Todos, absolutamente todos estábamos bailando en la pista. La orquesta de Jazz hacia un gran trabajo animando a las personas. Había mujeres dando vueltas en el aire. Y muchísima alegría en el lugar. Liam me tomó de la mano y me llevó a la mesa para descansar un poco.

Tomó los tragos que el mesero nos trajo y me dio uno a mí.

Estaba sedienta después de bailar, así que tome dos tragos del whiskey como si fuese agua.

-Se que ha pasado poco tiempo-Dijo Liam- Pero ha sido el suficiente.
-De que hablas?
-Cariño, esto es importante. Sé que ha pasado un mes, pero estoy seguro de lo que siento por ti.
-Liam? -Dije, sin saber que planeaba.
-Miley, te amo. -Sostuvo mi mano izquierda- Y fuiste la primera en saberlo. Ya hablé con tu padre y no puede estar más feliz.

No tenía idea de que hablaba.

-Miley Cyrus –Dijo mi nombre, sabía lo que veía enseguida- Me harías el honor de ser mi esposa?

Decir que quedé estupefacta es quedarse corto, estaba congelada, paralizada en la silla. Mi corazón saltaba descontroladamente. Liam sacó el pequeño anillo de diamantes de la cajita de terciopelo y lo sostuvo justo al frente de mi dedo anular, esperando una respuesta para introducirlo o guardarlo de nuevo.

-Te casarías conmigo? -Repitió.

No sé si pasaron minutos o solo segundos pero grite -SIII!-. Con muchísima emoción, el puso el anillo en el lugar correcto y con sus dos manos atrajo mi cara para besarme. Mis manos estaban sobre las tuyas y cuando nos separamos las deje allí.

Esto no podía estar pasando, era irreal.

Por supuesto todos estaban al tanto, por eso habían venido a bailar aquí esta noche, y por eso, el señor Hemsworth, dueño de la gran mayoría de bancos en la región sureña, se subió al escenario y le dijo al público sobre nuestro compromiso. Estallaron aplausos y Liam me abrazó frente al bullicio.

Sí, esta sería la boda del año y yo era la protagonista.

Al llegar a casa aun estaba aturdida. Habían pasado demasiadas cosas esta noche, y solo el hermoso anillo de oro blanco y cientos de diminutos diamantes que enmarcaban al diamante mas grande del centro me ratificaba que no había estado soñando.

El teléfono sonó.

Demi atendió, y enseguida llamó a mamá.

Fui a la sala a ver que pasaba. Mamá sonaba preocupada.

Cuando terminó la llamada nos habló.

-El abuelo se cayó esta tarde, pero ya está mejor. Le mandaron algunos medicamentos, pero aun así le duele el brazo. Tuvo una fractura en la mano, y va a durar algún tiempo enyesado. La abuela dice que puede sola pero no estoy segura. Selena vive cerca con Kevin pero ya va por su octavo mes de embarazo y no puede ayudar a la abuela en todo. No se si irme a Nashville ya mismo o mañana por la mañana.-Dijo mamá algo alterada por la noticia.


-No te molestes, yo iré-Dije sin apenas pensarlo
-Miley, tu estas con los preparativos de la boda.
-Mamá, la boda no será mañana, apenas acabo de comprometerme. Él entenderá… Demi está en la escuela, yo ya terminé, y solo estoy comenzando con eso de la escritura. Tú tienes que cuidar de ellos, además, solo estaré hasta que el abuelo se recupere.

Por supuesto Liam -Mi encantador prometido- comprendió, así que por la mañana me subí a mi auto y conduje hasta mi destino.


En realidad no sólo iba a ver a mi abuelo. Iba en busca de algo más.

Así que ahí estaba otra vez. En camino a nashville después de 3 años.

2 comentarios:

  1. ya se lo que viene bueno me lo imagino espero no me degraudes jeje plisss no tardes mucho en subir se que la flojera es grande a veces pero se te extraña

    ResponderEliminar